Anuncios Blogs

Publicidad

Intro

Tu opinión

'Todo por un sueño. ¡Gracias!'. Un artículo de María del Carmen Marco

Más de una vez y de dos me preguntaron por qué elegí la publicidad como profesión, y sinceramente no supe bien qué responder y eso que he dedicado muchos años de mi vida a ella. Ninguna referencia cercana ni siquiera familiar pudo haberme influido cuando tuve que decidir qué quería ser, a qué quería dedicarme. Más bien se dio lo contrario; médicos, biólogos, ingenieros o profesionales de la sanidad formaban parte de mi entorno en aquellos jóvenes años.

Pero lo decidí, ¿por qué no? Me pareció como un sueño y aposté por ella, por la publicidad, y me siento muy  satisfecha de haberlo hecho. Y hasta aquí he llegado. Pero no ha sido fácil, y no lo he logrado sola, no. En mi camino he encontrado personas que creyeron en mí, me tendieron la mano, y me dieron  la oportunidad de conseguir algo;  hasta de demostrar que era capaz de ¡reinventarme cada vez!

Por eso en este momento en el que el sector, a través de la Academia de la Publicidad, me ha nombrado  Académica de Honor, me parece una excelente oportunidad para mostrarles mi agradecimiento públicamente a todos ellos,  al menos a los que influyeron en mayor medida a lo largo de mi trayectoria.

Y comenzaré por un hito: el Premio Gardoqui que me fue otorgado nada más finalizar mis primeros estudios de Publicidad. Con SARPE y Manuel Idiarte a la cabeza.  ¡Gracias, Manolo! Aquello me abrió una puerta clave para iniciar mi andadura en este estimulante oficio; de no haberlo obtenido estoy segura de que las cosas hubieran sido de otra manera.

Seguiré con nuestro querido  Enrique Carrero, con quien empecé  mi primer trabajo, que desde JWT me formó y  encauzó mis primeros pasos por el mundo de los medios. ¿Quién no recuerda el tan traído y llevado GRP de entonces?,¡y nos parecía difícil de manejar…! ¡Cómo han cambiado los tiempos hasta hoy! ¿Podremos los mayores olvidar las conexiones a pie de teléfono y de módem con Odec para medir nuestros planes de medios en  la mejor televisión de España?  ¡Gracias, Enrique! No solo estuviste a mi lado entonces,  sino que has continuado siempre cerca  y has sido un gran guía para mí  como profesional y como persona. Me hiciste grande,  has hecho grande a muchos.

Tampoco podría olvidarme de G+J, empresa editorial con dos grandes áreas de actividad, una de contenidos editoriales y  otra comercial, y a una mujer que fue determinante para mí en esa etapa: Elena Sánchez- Fabrés, una gran profesional; mi jefa en aquellos años, que no escatimó en facilitarme el camino, que me enseñó todo lo que había que saber sobre el medio revistas y con quien desde entonces me une una bonita amistad. Con ella conocí a fondo el medio y aprendí a valorar el buen trabajo de periodistas  y publicitarios juntos. Supe lo difícil de hacer cada día, cada semana o cada mes, dependiendo de su periodicidad,  una publicación diferente manteniendo la esencia de su personalidad. ¡Felicidades a ambos!

Pedro Aguilar en DMB&B, mi jefe, —anteriormente a esta etapa, mi cliente— y ahora un buen amigo. Trabajamos duro en la agencia. Eran momentos en los que los profesionales de medios empezábamos a ¡estar de moda!, a jugar un rol importante en las campañas de comunicación. En DMB&B fuimos de los pioneros en  crear una unidad de investigación de medios y compartir retos profesionales importantes.

Siguiendo la cronología llegamos a Telefónica, donde me incorporé en uno de los momentos más significativos de su historia: la liberalización de las telecomunicaciones.

Me fichó Manuel García-Durán. Para los que trabajamos con él, ¡un visionario! (época de Villalonga).  Manolo formó un equipo muy peculiar, en el fondo y en la forma. Fue reclutando profesionales expertos en materias que cubriesen las necesidades del momento en la empresa. Seguro que  los que trabajamos junto a él recordaremos una de sus expresiones favoritas cuando detectaba algún hueco que cubrir: "¿Quién sabe de esto?”. De entrada, ninguno de los seleccionados para formar parte de aquel primer equipo nos conocíamos; no niego que de primeras tuve mis dudas; hasta que nos reunió. Al día siguiente me llamó: "Me han gustado”, le respondí. Creo que nos gustamos todos, y así echamos a andar. ¡Gracias, Manolo!, fue  una de las más interesantes y enriquecedoras etapas de mi vida profesional, en la que se me abrieron nuevas oportunidades como la incorporación a otros campos del marketing y la comunicación más allá de los medios.

Sería largo de contar lo laborioso e ilusionante de aquella época, abrumadora y plena para mí y para muchos de los profesionales que colaboraban con nosotros: agencias creativas,  de medios, de promoción,  medios de comunicación…

Con Juan Manuel Rodrigo concluiré mi periplo; en RBA, un medio o, mejor dicho, un conglomerado de cabeceras de revistas. Él me las confió. Colaboré en sus contenidos y me dediqué a comercializarlas; fue mi primera vez promoviendo la venta de páginas de publicidad. ¡Qué difícil, pero qué gratificante! A Juan Manuel, mi jefe entonces y un gran amigo después quiero dedicarle un recuerdo entrañable, ya que lamentablemente falleció hace unos meses.

MARIA DEL CARMEN MARCO

COLABORADORES

Me quedan dos cosas más que añadir: mencionar a mis colaboradores, mis equipos, los que trabajaron conmigo durante estos años, sin ellos nada de esto habría sido posible. A muchos de ellos y ellas los he visto crecer y desarrollar sus habilidades. Ocupar puestos de responsabilidad. ¡Me siento orgullosa! Gracias también a todos vosotros.

Y por último, y no por eso menos importante, también quiero mencionar cariñosamente a mi familia, agradecerles su contribución y su apoyo durante todos estos años de profesión tan intensa.

A juzgar por mis palabras todo parece rodado… ¿verdad? ¿Será que solo he contado o bueno? Os puedo garantizar que no ha sido fácil, pero estoy convencida de que la dedicación y el esfuerzo de hombres y mujeres de mi generació, ha allanado  el camino a las venideras que ahora lideráis el mercado.

No quiero finalizar esta reflexión sin agradecer una vez más a la Academia de la Publicidad este reconocimiento que se me ha otorgado, y felicitar a quienes la han impulsado, por su buen hacer a lo largo de los años desde su fundación.

¡Gracias y hasta siempre!

Mª Carmen Marco ha sido elegida Miembro de Honor de la Academia de la Publicidad en 2019

Comentarios

Publicar un comentario

If you have a TypeKey or TypePad account, please Inicia sesión